HomeSalud VisualEl color de los cristales de las gafas de sol no es solo un tema estético

El color de los cristales de las gafas de sol no es solo un tema estético

Aunque siempre se deberían utilizar gafas de sol, porque hay que protegerse de la radiación solar durante todo el año, es cierto que, cuando llega el verano es cuando la mayoría de las personas se plantean renovar sus gafas de sol y aunque tengan en cuenta las tendencias de moda, también deber considerar la importancia de las lentes y la protección frente al sol. En este caso, el color de los cristales de las gafas de sol no es un tema estético; cada color tiene sus propias características que se deben tener en cuenta al escoger unas.

En este contexto, una de las características más atractivas en las gafas de sol es la amplia gama de colores de cristales que existe. Pero ¿en función de qué debemos elegir uno u otro? Alicia Escuer, directora técnica y de formación de Óptica & Audiología Universitaria, afirma que “no se trata simplemente de un tema estético, sino que cada color tiene sus propias características”.

De esta manera, las gafas de sol con cristal marrón son las más recomendadas para deportes al aire libre, ya que prácticamente no altera la percepción de los colores y reduce el cansancio visual, puesto que mejora el contraste. También se recomienda este color para las personas operadas de cataratas o cirugía refractiva y miopes.

Las gafas con cristal gris son las más versátiles, es el color más neutro y el que menos altera la percepción de los colores y son adecuadas para todo tipo de situaciones. Los cristales grises reducen la fatiga ocular, por lo que son ideales para conducir.

El cristal verde se recomienda para deportes náuticos y de invierno, ya que reduce la luminosidad sin interferir en la claridad de visión y alteran la percepción de los colores de manera muy mínima. Son adecuadas para hipermétropes.

Las gafas de sol con cristal amarillo ofrecen una gran luminosidad y contraste, aunque no son adecuadas como lente solar. Se pueden utilizar en condiciones de poca luminosidad, como la conducción al amanecer, anochecer o cuando hay niebla y pueden resultar adecuadas para algunas enfermedades de retina.

Las gafas de cristal naranja tampoco se recomiendan para el uso solar, solo para días con cielos nublados, niebla o poca luz.

Además, no solo debemos tener en cuenta la elección del color, sino la absorción que tiene la lente. Podemos encontrar diferentes porcentajes de absorción, lo que nos indicará lo oscura o clara que es la lente y la luz que deja pasar a nuestros ojos.
Así pues, para la conducción es idóneo utilizar un filtro 3 (absorción 80%), mientras que el filtro 2 (absorción 60%) puede estar más recomendado para ser utilizado en zonas más nubladas o épocas del año con menor radiación solar, como el invierno. El filtro 4 (absorción 95%) se utiliza para luminosidad solar extrema, por lo que estaría contraindicado para la conducción.

Colores en la carretera
La conducción es una de las actividades en las que una buena elección del color de los cristales de las gafas es fundamental, ya que puede hacer que sea más confortable y segura. Por esta razón, los colores más recomendados para conducir son los más neutros: grises y verdes. Y además recomendamos el filtro polarizado que nos aumenta más el contraste y nitidez, a la vez que elimina los reflejos.